Coaatmca | ALEGACIONES PDSU SELVA
21376
post-template-default,single,single-post,postid-21376,single-format-standard,qode-quick-links-1.0,woocommerce-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,,columns-4,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-11.2,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1,vc_responsive

ALEGACIONES PDSU SELVA

ALEGACIONES PDSU SELVA

El COAAT Mallorca presenta alegaciones al PDSU de Selva para colaborar con este proceso normativo

 

El Colegio de Aparejadores de Mallorca ha presentado esta semana ante el Ayuntamiento de Selva las alegaciones correspondientes al Proyecto de Delimitación del Suelo Urbano (PDSU) de este municipio de la comarca del Raiguer.

El Proyecto de Delimitación del Suelo Urbano de Selva se ha grafiado “sin respetar los límites de las parcelas y cortando edificaciones con una antigüedad superior a los 30 años”.

La corporación ha redactado estas alegaciones al proyecto que se ha realizado «de forma rígida y excluyente, sin tener en cuenta los núcleos históricos, el tejido urbano consolidado, la realidad urbanística que se ha ido produciendo en las últimas décadas o los límites físicos y registrales de los terrenos »

En el caso de los municipios sin planeamiento general, como ocurre en el Término Municipal de Selva, la condición de suelo urbano de los terrenos viene determinada por las DOT y en las condiciones que «determinara la legislación vigente».

A tal efecto, y en aplicación de la Ley de Urbanismo de las Islas Baleares, se deben identificar como suelo urbano sin urbanización consolidada aquellos terrenos que clasificados formalmente como suelo urbano en los instrumentos de planeamiento urbanístico (transitoriamente las DOT en el caso de Selva) no dispongan de los servicios urbanísticos básicos a los que hace referencia el artículo 22 de la misma ley.

Por tanto, no queda justificado el carácter innovador que este PDSU establece con el criterio elegido para la delimitación del suelo urbano, al menos en aquellas parcelas donde existe constancia del reconocimiento de esta condición en los últimos años: concesión de licencias, reparcelaciones, etc.

Tampoco se justifica establecer un criterio más restrictivo a las propias condiciones que las normas imponen y que, de conformidad con ellas, siempre deberán respetar como mínimo el régimen urbanístico consolidado.

Además, y de forma general, estos terrenos perimetrales afectados tienen construcciones implantadas legalmente. La delimitación debería incluir de forma completa las unidades básicas de suelo existentes, que son, en todo caso, las parcelas consolidadas a lo largo de los años, y no sólo parte de estas.

La propia memoria del PDSU indica que «La delimitación de las áreas de desarrollo urbano del PTM no sigue ningún límite físico ni equidistancia de viales o carreteras. La mancha se delimitó sobre el área edificada y no encaja con los límites catastrales ni construcciones existentes. Así, el perímetro delimitado ahora como suelo urbano no coincide exactamente con las áreas de desarrollo urbano del PTIM».

Por otra parte, los criterios aplicados para la delimitación crean una notable desigualdad entre las parcelas colindantes y las interiores, donde es considerada toda su superficie como suelo urbano y, por tanto, se puede dar la circunstancia de que dos propietarios con parcelas similares e incluidas ambas en el tejido consolidado del núcleo urbano, una interior y otra perimetral, obtengan aprovechamientos desiguales al aplicarse un criterio de delimitación que impide en un caso que toda la propiedad mantenga la clasificación de urbana y no pase así con el otro.

A esta circunstancia hay que añadir también que la delimitación utilizada produce de forma masiva en todos los núcleos del término municipal una nueva situación urbanística, al concurrir en una misma parcela (perimetral) o en un mismo edificio dos clasificaciones de suelo: rústico y urbano, condiciones que hasta ahora no se daban.

Por todos estos motivos el COAAT Mallorca pide al Ayuntamiento de Selva una modificación de la documentación escrita y gráfica expuesta, antes de su aprobación definitiva.